04 marzo, 2013

Ahora en la mesita…

Buenos días, ¿qué tal el fin de semana? ¿Habéis hecho algo chulo? La verdad es que el sábado salió el sol igual que el viernes y el día se prestó a más cositas que la mayoría de los días que estábamos teniendo.

Nosotras hemos aprovechado el fin de semana para descansar y para desempolvar los libros que teníamos a medias con tanto ganchillo. Entre las dos tenemos unos cuantos a medias, pero os enseñamos los que de verdad estamos leyendo (otros sólo están empezados y están reposando demasiado).

El abuelo que saltó por la ventana y se largó. Jonas Jonasson.

Allan Karlsson vive en una residencia de ancianos, va a cumplir cien años y todo está dispuesto para la celebración, pero a él no le apetece, le parece una estupidez, y decide dar un cambio a su vida, así que se escapa por la ventana y con las prisas se olvida de que aún tiene las zapatillas puestas. Se va directo a la estación de autobuses sin tener muy claro su destino, y allí se encuentra con un joven de aspecto extraño que le pide que vigile su maleta mientras él va al servicio. Pero en ese momento llega un autobús, y sin pensárselo dos veces Allan coge la maleta y sube al autobús. Y empieza su extraña aventura.

20130304-abueloventana


A partir de aquí el sorprendente pasado de Allan se mezcla con las consecuencias del robo de la maleta y vamos conociendo poco a poco detalles de su vida, que a lo largo de sus cien años ha tenido tiempo de conocer a Stalin, Franco, Truman, Churchill, acercarse a la CIA, la KGB e incluso de colaborar con Oppenheimer en la bomba atómica, entre otras muchas cosas.

Una trama llena de giros sorprendentes y con un sentido del humor extraordinario que hace que sea difícil apartar los ojos desde la primera página.

La piedra lunar. Wilkie Collins.

Ya en la portada del libro se puede leer una cita en la que la clasifican como “La primera y más perfecta novela de detectives”. Lo de ser la más perfecta no lo puedo confirmar, pero que es de las primeras es totalmente cierto puesto que es del 1868, con lo que es anterior a Sherlock Holmes (creado en 1887 por Sir Arthur Conan Doyle) o a cualquier novela de Agatha Christie (ya que Agatha Christie nació después de que se hubiese publicado la Piedra Lunar y sus novelas fueron todas escritas en el Siglo XX).

20130304-lapiedralunar

La piedra lunar es un diamante indio que recibe Rachel Verinder el día que cumple 18 años como regalo de su tío que a su vez lo había conseguido no de una forma totalmente honrada (robando y asesinando). Ella luce el diamante en la celebración del cumpleaños y esa noche el diamante desaparece. Comienza así una historia en la que todos son sospechosos y cada uno de los testigos va dejando por escrito su versión de los hechos.

Y aunque no tenga nada que ver con el libro, este año en mi cumpleaños me regalaron un anillo con una piedra lunar. No es un diamante enorme como el del libro, sino una piedrita gris, pero el anillo me encanta.

pandoralunar
@Mi anillo con Piedra Lunar

Y lo bueno de que estos libros sigan en nuestras mesitas de noche es que no los hemos terminado de leer, por lo que no os podemos contar más. Así que si queréis saber como acaban sólo tenéis que leerlos.



2 comentarios:

  1. Excelente par de libros. Ya me toco leerlo y reseñarlos en mi blog y te puedo decir que son una gloria, en lo personal más es segundo que el primero, pero ambos valen la pena.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias. Cada una estamos con uno y cuando los acabemos seguro que los intercambiamos porque nos están gustando mucho. Buscaremos la reseña en tu blog para leer tu opinión.
    Un besote.

    ResponderEliminar